jueves 30 de mayo de 2024 19:15 pm

Estan analizando en NYC plan de dotación de baterías de alta calidad para cargar bicicletas eléctricas

Dos nuevas legislaciones pondrían más barreras a que cargadores “piratas” sigan circulando en la Gran Manzana y causando incendios y fatalidades.

El Concejo de la Ciudad de Nueva York sigue con la mirada puesta en los incendios fatales causados por las explosiones de las baterías de iones de litio, usadas para cargar bicicletas eléctricas y scooters. Por ello, este lunes se iniciaron las audiencias para adicionar dos nuevas leyes que le pondrían más barreras a la posibilidad que los cargadores de baja calidad, sigan siendo utilizados en la Gran Manzana.

La primera norma codificada como 949 requeriría que el Departamento de Protección al Consumidor y al Trabajador (DCWP), en colaboración con otras agencias de la Ciudad, establezca un plan que proporcione baterías de iones de litio nuevas, de costo reducido o sin costo alguno, para recargar estos dispositivos de movilidad, del cual dependen 65,000 deliveristas en este momento.

Otra legislación (Intro 950), obligaría a todas las empresas tecnológicas de envíos a proporcionar a los trabajadores que utilizan bicicletas eléctricas, con fines comerciales, contenedores ignífugos o resistentes al fuego, adecuados para cargar baterías de almacenamiento extraíbles.

Estos contenedores son recipientes especiales diseñados para evitar que ante una eventual explosión el fuego se expanda, particularmente en espacios interiores.

En este caso, el anteproyecto legislativo requiere que las empresas de entrega como GrubHub y Uber Eats, proporcionen a sus trabajadores de entrega estos protectores ignífugos adecuados para cargar baterías de almacenamiento extraíbles.

El concejal Keith Powers, representante de Manhattan, quien es el principal patrocinante de estas leyes, comparó estos anteproyectos con un esfuerzo de hace algunos años, que exigió a las empresas de entrega que les dieran a los trabajadores bolsas térmicas, en lugar de obligarlos a comprarlas ellos mismos.

En general, estas ideas son una forma de sacar las baterías peligrosas de las calles y de los edificios de apartamentos, sin dañar inadvertidamente el sustento de los repartidores.

“Esto le daría a la gente un incentivo para sacar los malos dispositivos del mercado y cambiarlos por los legales que son más seguros. Y ofrecer protecciones adicionales”, dijo el concejal.

Hasta ahora, otras leyes en vigencia obligan a campañas educativas y restringen la venta, arrendamiento o alquiler de dispositivos de movilidad motorizados, de baterías de almacenamiento que no cumplan con certificaciones de seguridad reconocida.

Para poder venderse legalmente, estos dispositivos y sus baterías de almacenamiento deben haber sido certificados por un laboratorio de pruebas acreditado para cumplir con los estándares de seguridad aplicables de Underwriters Laboratories (UL). 

En este sentido, la preocupación de los defensores de la inmensa masa laboral de los trabajadores de reparto, que tienen en las bicicletas eléctricas su principal herramienta de trabajo, es que las leyes que avanzan afectarían más a los trabajadores de ‘deliveries’ que a los fabricantes.

“Las legislaciones aprobadas hasta ahora sacarán del mercado de baterías no certificadas, estas nuevas ideas agregarían un equilibrio, pues no queremos penalizar a empresas y trabajadores, sin pensar en esto estratégicamente”, destacó Powers.

Baterías, incendios y fatalidades…

Las baterías de iones de litio que se usan para cargar bicicletas eléctricas cuando funcionan mal explotan y provocan incendios extremadamente peligrosos que son difíciles de contener y extinguir. 

De hecho, el pasado 11 de abril por un incendio causado por una explosión vinculada con uno de estos equipos, un niño de 7 años y su hermana de 19 años, fallecieron al quedar atrapados en un apartamento en Queens. Se necesitaron 25 unidades con 106 bomberos alrededor de una hora para controlar el fuego.

El año pasado, el Departamento de Bomberos de la Ciudad de Nueva York (FDNY) investigó 220 incendios que tuvieron el mismo origen, causando 147 heridos y 6 muertos. 

Este año ya, la Ciudad ha experimentado más de 20 incidentes fatales con estas baterías que han causado lesiones graves y muertes.

eldiariony.com

Suscríbete para que recibas a tu Email las Noticias de Hoy calienticas...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS NOTICIAS