miércoles 29 de mayo de 2024 04:52 am

La música urbana ante un caso que lo asocia a la mafia internacional, según las autoridades

De nuevo el mundo del entretenimiento local se ve jamaqueado por un caso particular relacionado a situaciones de ilegalidad. Esta vez, un intérprete urbano y el local de la prestigiosa franquicia Hard Rock Café Santo Domingo fueron allanados por las autoridades en busca de evidencias sobre una denuncia internacional de una red mafiosa.

Hard Rock fue intervenido por la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) y la Procuraduría General de la República, como parte de la operación que involucra al ciudadano holandés Dennis Goedee, quien supuestamente es miembro de las peligrosas organizaciones criminales Mocro Maffia y No Limit Soldier.

El local de Hard Rock continúa operando en sus áreas de restaurante y actividades artísticas, aunque la situación le ha generado una crisis de imagen y aun quedan por aclarar muchos puntos.

En esta operación también aparece el personaje y supuesto empresario artístico “Nuto”, Urvin Laurence Wawoe, uno de los tres hombres solicitados en extradición por el Reino de los Países Bajos, a quien se le acusa de ser miembro de las ya citadas peligrosas organizaciones criminales.

“Nuto” negó, la tarde de ayer cualquier relación con las organizaciones mafiosas. Mientras era conducido a la Segunda Sala Penal de la Suprema Corte de Justicia para la audiencia de solicitud de medida de coerción, dijo a los periodistas que lleva mucho tiempo en el país.

Entre las empresas ligadas al mundo del entretenimiento registradas por Urvin Laurence Wawoe, en la Oficina Nacional de la Propiedad Industrial (Onapi) se encuentran “Urbin Laurence Wawoe”, fundada en el año 2018, y describe su función como todo lo relacionado con el género musical urbano.

A pesar de que, hasta el momento, el nombre de “Nuto” no ha estado ligado a ningún artista local o exponente de música urbana conocido o popular, este grababa videos musicales en los barrios más pobres del país a ritmo de rap. 

Como es lo usual en ritmo, “Nuto” ostentaba dinero, prendas y vehículos de lujo. 

Los videos tienen más de un millón de visualizaciones en Youtube. Sin embargo, producía vídeos musicales para raperos extranjeros como el holandés Henkie T; el estadounidense Master P y el dj Jazze Pha y  Gangstamillio.

Desde hace tiempo alrededor del negocio de la música urbana se tejen rumores sobre blanqueo de dinero. 

El año pasado, la abogada, experta en lavado de dinero, Claudia Álvarez, hizo declaraciones contundentes sobre la música urbana. Durante una entrevista para el matutino “El Despertador”, de SIN, por Color Visión, ella señalaba que el negocio de la música urbana puede prestarse para el lavado de activos por la gran cantidad de dinero que mueve.

Al explicar la forma en que funcionan estas estructuras del crimen organizado, detalló que muchas veces los narcos “se escudan y se hacen pasar como empresarios usando a personas que ya están establecidas”.

Aclaró que en ocasiones quienes son usados por los narcos “no conocen al narco per se ni el círculo tan íntimo  porque se mantienen en contacto con los testaferros de estos”.

“En todo tipo de negocio donde hay un gran volumen de dinero se puede prestar para el dinero, conforme a lo que se quiera realizar”, respondió ante la pregunta de si la música urbana y sus exponentes podrían prestarse para el lavado.

En décadas pasadas otros géneros como el merengue y la salsa, que en su época dorada, también fueron cuestionados por  “modus operandi” de algunos empresarios del negocio. 

listindiario.com

Suscríbete para que recibas a tu Email las Noticias de Hoy calienticas...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS NOTICIAS