martes 25 de junio de 2024 11:18 am

Han identificado a las cinco víctimas hondureñas tras tiroteo en Texas mientras el principal sospechoso permanece prófugo

Las víctimas fueron identificadas como Sonia Guzmán, de 25 años; Diana Velásquez Alvarado, de 21; Obsulia Molina Rivera, de 31; José Jonathan Cáceres, de 18, y Daniel Enrique Lazo, de 8 años.

Las identidades de las cinco víctimas hondureñas del tiroteo en el condado de San Jacinto, Texas, fueron publicadas esta tarde por las autoridadesmientras la intensa búsqueda por el sospechoso sigue en pie.

De acuerdo con la Oficina del Sheriff del Condado de San Jacinto, las víctimas son Sonia Guzmán, de 25 años; Diana Velásquez Alvarado, de 21; Obsulia Molina Rivera, de 31; José Jonathan Cáceres, de 18, y Daniel Enrique Lazo, de 8 años.

Según el sheriff del condado de San Jacinto, Greg Capers, cuando los agentes llegaron a la vivienda hallaron a los cuatro adultos sin vida, mientras que el niño fue trasladado en helicóptero al hospital, donde terminó muriendo.

Según el informe policial, los agentes vieron cómo dos de las fallecidas estaban en el dormitorio de la casa donde murieron y sus cuerpos estaban encima de dos de los niños que sobreviviendo, en un posible intento de protegerlos de los disparos.

El sospechoso del tiroteo fue identificado como Francisco Oropeza, de 38 años, de nacionalidad mexicana, quien se encuentra prófugo de la justicia y “podría estar en cualquier parte”, según Capers.

El sheriff apuntó que el perímetro de búsqueda pasó de unos 12 o 15 kilómetros cuadrados a 25 o 50 kilómetros, reseñó la agencia EFE.

Entretanto, el agente a cargo de la oficina del FBI en Houston James Smith, catalogó a Oropeza como “armado y peligroso”, y aprovechó de llamar a los vecinos para que tomen precauciones, y avisen a las autoridades si lo ven.

Oropeza, quien era conocido en el vecindario por disparar en el jardín de su casa con su fusil AR-15, fue interrumpido en una de sus rondas por uno de sus vecinos, quien le pidió que dejara de disparar porque era muy tarde y un bebé trataba de dormir.

En reacción a esto, el sospechoso irrumpió en la vivienda de sus vecinos y les disparó en el cuello y la cabeza “como si se tratara de una ejecución”, de acuerdo con la descripción de Capers.

Mientras tanto, las autoridades fijaron una fianza de $5 millones de dólares en caso de que Oropeza sea capturado.

eldiariony.com

Suscríbete para que recibas a tu Email las Noticias de Hoy calienticas...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS NOTICIAS